0
Uno a estas alturas ya ha leído de todo, como por ejemplo, El Coran, La Biblia, El Capital de Marx, La Divina Comedia y también Mi Lucha de Adolf Hitler. Descubro con sorpresa, que este libro insignificante es el número uno en ventas en Amazon a  0,99 USD (Amazon Best Sellers), aunque afortunadamente sólo en la sección de "Propaganda y Psicología Política". En cualquier caso, no sólo me sorprende, sino que me ofende, pero no por su contenido político -que también-, sino por el literario y conceptual. En nada es comparable a otros textos políticos, ni en su forma, ni en su fondo. Das Kapital es, por ejemplo, una enciclopedia de economía en siete volúmenes. Si leí Mein Kampf es porqué siempre he leído obras con las que no comulgo. Me gusta conocer las opiniones de primera mano, leyendo las fuentes originales: La guerra de guerrillas del Che Guevara, los Principios filosóficos, sociales y políticos del Ayatollah Jomeini, Técnica del golpe de estado de Curzio Malaparte
Nunca fué un superventas en opinión del propio autor

Mein Kampf, es ante todo, un libro mal escrito, desigual, torpe, parte en mayúsculas -reflejo de una exaltación ignorante-, sin contenidos teóricos, con una parte autobiográfica falseada y un programa político más superficial, que los estatutos de una asociación de vecinos, a lo que hay que sumar, una retórica simplista y manipulativa, cubierta de falso heroísmo y una concepción de la historia mesiánica. Todo esto hacen que sea un libro difícil de digerir. Escribir no era una virtud de Hitler, aunque sí la oratoria. Sus notas escolares de Lengua Alemana tenían una media entre 1 y 2 (cfr. Zentner, K., Historia ilustrada del Tercer Reich, p43). Era un pésimo estudiante a excepción de Gimnasia.

Si alguien quiere estudiar precisamente propaganda y entender buena parte de la mitología nazi, que abdujo a los alemanes, más que a Hitler tiene que dirigirse al abominable pero brillante Joseph Goebbles, miembro del Partido Nacionalsocialista Obrero Alemán (en alemán Nationalsozialistische Deutsche Arbeiterpartei, NSDAP). La pena es que Goebbles no escribió nada sobre el tema, no tenemos un manual de uso, sólo sus diarios personales, lo cual ya es mucho escribir para el promotor de las quemas de libros del nazismo. Eso si, tenemos algunos escritos sobre Goebbles, que nos pueden ayudar a entender sus técnicas magistrales, como el artículo clásico de Leonard W. DoobGoebbels' Principles of Propaganda (1957)


Nunca consiguió mayoría absoluta
Volviendo al tema. Mein Kampf, es un texto indigerible donde se intentan poner las bases de la ideología nacional-socialista. Una ideología populista, todo para el pueblo pero sin pueblo, con una fina capa de obrerismo para atraer a los trabajadores, una identificación de los culpables de la crisis económica como la socialdemocracia, los judíos y los aliados que sometieron Alemania al Tratado de Versalles, una política racista y ultranacionalista, considerando a Alemania como el pueblo entre los pueblos con un destino histórico especial, que justificaba el autoritarismo violento y el belicismo extremo. Hitler y el NSDAP nunca consiguieron la mayoría absoluta, pero fueron increíblemente hábiles en conseguir el poder absoluto en menos de un año y desactivar el Estado democrático. Luego vino el gran capital a apoyarle (Bayer, Thyssen, Hugo Boss, BASF, Siemens, pero incluso empresas americanas como Kodak, Coca-Cola, IBM, Ford, más info), que siempre lo habían visto como un radical peligroso, pero sí, los nazis también bebían Coca-Cola. E iban en el Volkswagen escarabajo, hecho por mandato de Hitler, que incluso hizo su primer boceto (ver). Mejor le hubiera ido como Product Manager.


Algunas perlas del Mein Kampf:

El espíritu democrático: "jamás debe el Estado dejarse sugestionar por la cháchara de la llamada 'libertad de prensa' " (p141, Ed. Wotan, 1981). 


Especialmente agresivo contra las izquierdas: "el capitalismo avariento que contaba con la ayuda de su más fiel asociado: el movimiento marxista" (p137), pero dando una idea de centralidad del NSDAP frente a los extremos, cuando el nazismo fue una versión más del capitalismo planificado, similar al estalinismo. 


La identificación falsa entre judíos y socialistas: "el marxismo cuyo supremo objetivo es y será siempre la destrucción de todo Estado nacional no-judio" (p102). 


El racismo y el anti-semitismo, "luchar por la victoria del hombre ario, y al mismo tiempo, por el triunfo de la idea de trabajo productivo, idea que es y será anti-semita" (p261). Más, "la razón de ser de los hombres no reside en el mantenimiento de un Estado o de un gobierno: su misión es conservar su raza" (p70). 


Sobre la inutilidad de los jóvenes: "ante todo el cerebro juvenil no debe ser por lo general sobrecargado de conocimientos, que en una proporción de un 95 por 100, no los necesita y por consiguiente, los olvida" (p214).

Y un machismo feroz: "la finalidad de la educación femenina es inmutablemente, formar a la futura madre, (p211).

En 1999, el Centro Simon Wiesenthal documentó que las mayores librerías virtuales como amazon.com o barnesandnoble.com vendían Mein Kampf en Alemania. A raíz de esta denuncia, la venta en Alemania se interrumpió, ya que allí no está permitida la venta, ni su publicación, ni su depósito en las bibliotecas. Hoy, el copyright de todas las ediciones —excepto la inglesa y la neerlandesa— son propiedad del Lander de Baviera, para que no se pueda comercializar en Alemania, pero este copyright expirará el 31 de diciembre de 2015. Está por ver que pasará entonces.

La falsa sumisión de Hitler a Von Bismarck
Para los que quieran conocer mejor el nazismo, recomiendo, el para mi mejor documental sobre el tema, que en mis viejos tiempos de profesor de Ciencia Política solía pasar a mis alumnos: El fascismo ordinario (1965), de Mikhail Romm, discípulo de Eisenstein. Lo bueno de ese documental es, que no sólo hace una análisis muy detallado de las causas y funcionamiento del nazismo, sino que nos muestra que los alemanes no se volvieron locos, sino que sucumbieron entusiasmados a una organización perfectamente racional. El nazismo difuso es un peligro constante en la humanidad, que puede acontecer en cualquier momento y que puede estar pasando ya, por otros medios, en nuestra feliz democracia.

Su lucha, la lucha de Hitler contra alemanes socialistas, judíos, y contra los pueblos invadidos y contra los aliados, se convirtió en nuestra guerra, la Segunda Guerra Mundial, la que ha dado origen al mundo en que vivimos, a la Europa Unida en Paz. No la estropeemos, dejemos de leer basura.

El fascismo ordinario en español (torrent)


Agradecimientos

A Lluís Busom (Blog), por haberme "prestado" el libro, hace ya algún tiempo, y otro soporte bibliográfico

Publicar un comentario

 
Top